Es momento de exportar nuestros productos mexicanos

Por Eric J. Reyes 

Especialista en Comercio Exterior en G-Global

Ensenada.– Hoy en día en el ámbito del comercio exterior es de suma importancia que los productores nacionales vean la oportunidad de colocar sus productos en el extranjero.

Con los últimos acontecimientos importantes en el comercio exterior en la cual los países se imponen altos aranceles, mientras otros hacen alianzas para la desgravación de cuotas a los productos del comercio exterior, con la firma de la renegociación del TLCAN aún no ha sido pactada los productores nacionales deben de comenzar a buscar nuevos destinos para la exportación de sus productos.

En los últimos meses México ha visto incrementado su nivel de exportaciones de productos agrícolas, textiles, etc.

El estado de  Jalisco es uno de los que más ha realizado exportaciones de diversos productos, por ello invito a que si eres productor mexicano acudas a las dependencias nacionales que fomentan las exportaciones de las mercancías nacionales, dentro de las dependencias que te podrían ayudar a conocer los requisitos mínimos que deberás cumplir para lograr el objetivo de colocar tus productos en otros países tenemos a Secretaría de Economía, PROMÉXICO, BANCOMEXT.

La importancia de que cada día más los productos nacionales sean exportados es la generación de las divisas que estas dejan a los productores, transportistas, exportadores indirectos y el beneficio de todos esos empleos indirectos que intervienen en estas actividades necesarias para la realización de las exportaciones.

 

En este mismo sentido se debe tener en cuenta cuales son los requisitos que se deben de cumplir los productos nacionales en el extranjero, para ello existen diversas bases de datos en las dependencias señaladas anteriormente, así como el otorgamiento de ciertos apoyos económicos a los exportadores que soliciten el mismo y que lógicamente cumplan con los requisitos mínimos solicitados.

En los próximos meses esperemos se vean incrementadas las exportaciones de productos mexicanos a distintos destinos de nuestro vecino país y así la balanza comercial tenga un superávit con relación a las importaciones de productos de procedencia extranjera.