Formalmente presos secuestradores

Por Nelly Alfaro

Felipe de Jesús Celis Altamirano, uno de los secuestradores

Felipe de Jesús Celis Altamirano, uno de los secuestradores

Ensenada.- Tras haber participado en el secuestro de un hombre de 47 años de edad el pasado 16 de mayo, derivado de las pruebas otorgadas por el Ministerio Público del Fuero Común, el Juzgado Tercero Penal dictó auto de formal prisión en contra de tres hombres y una mujer.

Los formalmente presos son Francisco Javier Cervantes Martínez, 26 años de edad; Martin Eduardo Cervantes Dueñas, de 22; Felipe de Jesús Celis Altamirano, de 25; y Graciela Solís Esquivel, de 21; quienes asegurados por oficiales de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM).

Se estableció que el jueves 16 de mayo, los sujetos antes citados pasaron por el ofendido a la central camionera de Tecate, ya que, le hicieron creer que lo  cruzarían de manera ilegal a Estados Unidos, por la cantidad de tres mil dólares.

A bordo de un vehículo Honda Accord, modelo 1990, lo trasladaron hasta la vivienda que ocupaba Graciela en el poblado de Francisco Zarco donde estarían  unas horas antes  cruzar al vecino país.

Al   cabo de unas horas lo amenazaron de muerte y lo obligaron a que proporcionara los números de teléfono de sus familiares, a quienes llamaron para exigirles la cantidad de 6 mil dólares por liberarlo; manifestando los familiares que sólo podían reunir la cantidad de dos mil dorales y los secuestradores aceptaron.

Indicaron que envío de efectivo se hiciera a través de Western Unión para cobrarlo en una sucursal Elektra teniendo como beneficiario a Felipe de Jesús.

Una vez cobrado el dinero del rescate trasladaron al ofendido a la central de autobuses de Ensenada, donde le compraron un boleto para viajar a  Tijuana.

La  víctima al ver que los delincuentes huyeron, de inmediato pidió ayuda y dio aviso a las autoridades proporcionando los datos del vehículo en el que circulaban los secuestradores, quienes luego de un fuerte operativo policíaco fueron asegurados en calle 10 y 20 de noviembre.

 

El ministerio público del fuero común consignó a los presuntos secuestradores al juzgado de la causa penal, quien les dictó el auto de formal prisión.