Colapso del cárcamo contaminará agua de la desaladora

Por Nelly Alfaro

Ensenada.- El colapso del cárcamo de El Ciprés también puede derivar en la contaminación del agua que produce la desaladora, ya que a cientos de metros de los escurrimientos se encuentra la toma del agua para ser desalada y enviada a los hogares y consumidores de la ciudad, dio a conocer el presidente del  Colegio de Ingenieros Civiles de Ensenada (CICE), Fabián René Ibarra López.

Esta situación, dijo, preocupa a los integrantes del organismo, quienes explicaron que cuando funciona adecuadamente el cárcamo de El Ciprés, bombea las aguas negras a la Planta de Tratamiento de “El Naranjo” para ser tratadas y enviada una parte a los campos agrícolas de Maneadero y el resto va al mar, pero libre de contaminación.

Robles Ibarra, agregó, que los ingenieros civiles, algunos de ellos técnicos expertos en el tema, consideraron que ante el colapso del cárcamo, funcionarios de la Cespe tomaron la decisión equivocada ya que primero dejaron pasar tres días antes de intervenir y buscar una solución.

“Lo que se procedía en ese caso,  era cortar de inmediato la entrega de agua a las colonias que derivan sus aguas negras a El Ciprés, para evitar que se propagara la contaminación y abocarse de inmediato a reparar el daño a la tubería”, sostuvo.

A pesar de la canalización de parte de las aguas negras hacía otros cárcamos y plantas de tratamientos, detalló,  las aguas restantes que van a La Lagunita y al mar, aún constituyen una fuente de contaminación y representan una grave riesgo sanitario y de salud pública.

“No es posible que por razones políticas o de mal entendida austeridad, se hayan tomado decisiones que afecten a la población en términos de la continuidad del servicio, pero también de posibles afectaciones sanitarias”, refirió.