Dejó a su hijo dormido en el carro para irse a beber

Por Nelly Alfaro

Ensenada.- Un sujeto que dejó a su hijo dormido en el carro mientras se metía a un bar de la zona de tolerancia para beber, fue detenido por elementos de la Dirección de Seguridad Pública Municipal.

De acuerdo al reporte policial, el hombre identificado como Guadalupe Gerardo N. de 28 años, dejó a su hijo  de 1 año 4 meses, en el auto para irse a beber a un bar ubicado en la avenida Miramar entre Primera y Segunda de la Zona Centro.

“En el interior de un vehículo estacionado se encontraba un niño dormido, que del mismo había bajado un hombre que se había metido a un bar de la zona, por lo que el menor estaba solo y sin ningún tipo de supervisión”, se informó.

Por ello personal de la Dirección de Seguridad Pública Municipal adscritos a la Estación Centro se dirigieron al lugar en donde tuvieron a la vista un Ford Crown Victoria color blanco, mismo que coincidía con las características reportadas.

Los agentes confirmaron que en el asiento posterior del vehículo se encontraba un pequeñito dormido y que las puertas estaban cerradas, por lo que uno de ellos se quedó en el sitio y otro se acercó con el guardia de seguridad de un bar para preguntar si había visto a alguien bajar de dicho automóvil.

Al estar dialogando con el guardia, un hombre que se encontraba en la puerta de entrada de un bar, mismo que despedía un marcado aliento alcohólico; explicó que el pequeño que estaba en el interior era su hijo, que alrededor de las 00:00 horas había ingresado al bar, que cada media hora salía a verificar que éste se encontrara bien, incluso que había pagado a una persona que cuida carros para que estuviera al tanto.

Ante sus dichos, el oficial le manifestó que en el sitio no se encontraba ninguna persona cuidando al menor, pero éste continúo comportándose de manera impertinente, se dirigió al automóvil, desactivó la alarma y quitó los seguros de las puertas con la intención de retirarse del lugar.

En ese momento el oficial que estaba resguardando el vehículo le colocó candados de manos y dio lectura de derechos a Guadalupe Gerardo N. de 28 años, quien junto con el niño fue trasladado a la Estación Central para certificación médica.

Al no haber ningún otro familiar que pudiera hacerse cargo del pequeño de un año cuatro meses, con apoyo de la Unidad Contra la Violencia Intrafamiliar fue puesto a disposición de la Subprocuraduría para la Defensa de los Menores y la Familia, y llevado a una casa hogar para su protección y cuidado.

Finalmente, el detenido junto con el vehículo fue puesto a disposición de la Procuraduría General de Justicia del Estado para la investigación correspondiente y posible vinculación.